Las noticias

Una veintena de universidades no volverán a las clases presenciales este curso

Campus de la Universidad Complutense de Madrid vacío por el estado de alarma, este jueves.Campus de la Universidad Complutense de Madrid vacío por el estado de alarma, este jueves.Víctor Sainz

Las universidades españolas han empezado a anunciar este jueves que la epidemia del coronavirus les va a impedir reanudar las clases presenciales. Entre ellas, las 10 públicas andaluzas, la Autónoma de Barcelona y la Rey Juan Carlos. El ministro de Universidades, Manuel Castells, ha manifestado en una reunión con las comunidades autónomas que en su opinión no deberían retomarse debido al riesgo sanitario. Su comentario no ha sido discutido, según fuentes presentes, porque los Ejecutivos regionales son conscientes de que cuando se levante la cuarentena la recuperación de la movilidad será gradual y, en general, no ven compatible esos primeros pasos con el regreso de 1,1 millones de alumnos. La mayor parte de los campus, incluidas grandes universidades como la Complutense de Madrid, están analizando qué hacer.

La decisión de mantener hasta final de curso la docencia online que ya funciona en las facultades desde mediados de marzo y ampliarlo a la evaluación no corresponde al ministerio ni a las comunidades, sino a cada universidad, que tiene autonomía por ley para decidirlo. En el caso de retomar las clases se necesita el beneplácito de Sanidad. “Debemos estar preparados para todas las eventualidades. Las universidades, con el apoyo de sus consejerías y de este ministerio, están organizando modalidades de enseñanza no presencial, tanto en las actividades docentes que aún se realizaran en este curso como en la evaluación final del curso. Cada universidad, en función de sus posibilidades, determinará la vigencia de dichas modalidades, así como las fechas de su aplicación según la evolución de la pandemia”, ha señalado el ministerio en un informe de siete puntos con el que resumió el contenido de la reunión con las autonomías.

Es decir, después de haber señalado el camino que en su opinión deben seguir los campus, Castells dejó el asunto en manos de cada rectorado. El ritmo de reacción de las Universidades ha sido desigual, pero la dirección que han tomado es la misma. Todavía no había terminado la reunión del ministro con los consejeros cuando la Junta de Andalucía y las 10 universidades de su comunidad han emitido un comunicado dando por terminadas las clases presenciales. “En previsión de que no pueda volverse a impartir docencia presencial aun cuando se decrete el fin de dicho estado”, han acordado “mantener toda la docencia en formato online durante lo que resta del curso” y elaborar planes sobre “la forma de proceder en cuanto a prácticas que no puedan desarrollarse en formato online, mecanismos de evaluación, guías docentes, adaptación del calendario académico y desarrollo de Trabajos Fin de Grado y Fin de Máster”.

Previsiones de la epidemia

Horas más tarde, las cuatro universidades públicas de Castilla y León también han anunciado que habían decidido pasar a “trabajar en el escenario de enseñanza telemática, ya sea online o a distancia, para lo que resta de curso académico, en concordancia con la mayor parte de previsiones epidemiológicas y la conveniencia de establecer medidas de seguridad sanitaria”. Su objetivo, han añadido, es “generar certidumbre y orientar la ordenación académica excepcional”.

Las universidades catalanes están a la espera de reunirse con el president, Quim Torra, pero la rectora de la Autónoma de Barcelona, Margarita Arboix, dio por finalizadas las clases presenciales. Las valencianas se reunirán este viernes para tratar de fijar una posición común, pero fuentes de dos de los rectorados adelantaron que hay una altísima probabilidad de que den por terminada la docencia presencial.

Otros campus, como la Universidad de Navarra, la Carlos III y la Rey Juan Carlos, tomaron la misma decisión de terminar la docencia presencial. Fuentes del rectorado coruñés, avanzaron que el equipo de gobierno es partidario, en principio, de terminar el curso sin más clases presenciales. Y en los próximos días se conocerá la estrategia del resto. En España hay 84 universidades, 50 de ellas públicas, que suman un total de 235 campus presenciales.

“Es un gran desafío. Los profesores han planificado la docencia y la evaluación de manera presencial y ahora tienen que moverlo todo, contenidos, prácticas y exámenes, a un escenario virtual. Pero llevamos trabajando en este escenario desde mediados de marzo y lo vamos a conseguir a pesar de los problemas, por ejemplo, de conectividad que tienen algunos alumnos”, afirma Eduardo Vendrell, vicerrector de Estudios de la Universidad Politécnica de Valencia.

Flexibilidad para evaluar

Castells también ha abogado ante los consejeros autonómicos por dar a las universidades la máxima flexibilidad a la hora de evaluar. Las fórmulas para hacerlo a distancia serán determinadas caso a caso, en cada centro y cada asignatura, en el marco de comisiones de coordinación. Y deberán ir acompañadas de criterios claros y públicos para que los alumnos sepan a qué atenerse. “Se deberá tener en cuenta”, indica el informe elaborado por el ministerio, “las condiciones propias de cada estudiante para adaptarse a las modalidades de enseñanza y evaluación que se decidan”.

“Las universidades hemos tenido claro desde el primer momento, y también lo han tenido el ministerio y las comunidades, que el primer objetivo en este escenario tan difícil es que nuestros estudiantes no pierdan el curso. Y para eso estamos trabajando en un marco común, flexible que respete la autonomía universitaria, dé certeza a la comunidad universitaria y preserve la igualdad de oportunidades”, asegura Eva Alcón, rectora de la Universidad Jaume I de Castellón.

Para dotar de control y coordinación a un sistema que va a ser necesariamente heterogéneo e improvisado respecto a lo previsto a principio de curso, el Ministerio de Universidades atribuye a las agencias de evaluación académica de cada comunidad autónoma, coordinadas con la agencia estatal, la Aneca, la función de “validación de las enseñanzas y los títulos completados bajo nuevas modalidades” de docencia y evaluación. Para buscar homogeneidad, la Aneca y las agencias autonómicas celebrarán este viernes una primera reunión.

Los estudiantes piden suspender las normas de permanencia

Los estudiantes ven con escepticismo las fórmulas planteadas por las universidades para finalizar el curso. El Sindicato de Estudiantes de Andalucía, la primera comunidad en dar por concluida la docencia presencial, ha advertido de que las facultades “no están preparadas” para la formación online “y el profesorado se está viendo desbordado, sin recursos ni material suficiente para poder atender a los miles de alumnos”. La Coordinadora de Representantes de Estudiantes de Universidades Públicas (CREUP) solicitó “que no se apliquen las normativas de permanencia en el presente curso académico”.

Con información de Javier Martín Arroyo, Sonia Vizoso y Mikel Ormazábal

Información sobre el coronavirus

Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

Pinche aquí para suscribirse a la ‘newsletter’ diaria sobre la pandemia

Leave a Reply