Deportes

Se suspende el Minnesota-Brooklyn después de que la policía matara a un joven negro

Vista general del Target Field donde este lunes fue pospuesto el partido de béisbol entre Minnesota Twins y Boston Red Sox.
Vista general del Target Field donde este lunes fue pospuesto el partido de béisbol entre Minnesota Twins y Boston Red Sox.Jesse Johnson / Reuters

La NBA suspendió el partido que debían disputar este lunes Minnesota Timberwolves y Brooklyn Nets a causa de la muerte de Daunte Wright, de 20 años, tras recibir un disparo de una agente de policía en Brooklyn Center, al noroeste de Minneapolis. La Liga de Béisbol (MLB) aplazó el partido en el que iban a enfrentarse los Minnesota Twins y los Boston Red Sox, y la Liga de Hockey Hielo (NHL), el duelo entre Minnesota Wild y St. Louis Blues. Los partidos de béisbol y hockey hielo han quedado pospuestos hasta el martes, el de baloncesto está pendiente de la decisión de la NBA.

Los Timberwolves hicieron público un comunicado en el que dicen: “El trágico suceso que le costó la vida a Daunte Wright, una vez más deja a nuestra comunidad de luto. Después de consultar con la Liga y los funcionarios locales y estatales, creemos que posponer el juego de esta noche (lunes) contra los Brooklyn Nets es la mejor decisión”.

Wright murió después de que un oficial de policía de Minnesota le disparara en una parada de tráfico. El jefe de la policía local, Tim Gannon, describió el tiroteo como “una descarga accidental”, argumentando que, revisando las imágenes, cree que la agente que disparó tenía la intención de usar una pistola Taser (paralizante), no un arma de fuego. El suceso se produce en un momento de especial sensibilidad para la ciudad, que celebra la tercera semana del juicio contra el exagente Derek Chauvin, acusado de asfixiar y matar al afroamericano George Floyd el 25 de mayo de 2020.

El incidente ocurrió mientras la policía de Minnesota intentaba arrestar a Wright con una orden pendiente. La Oficina de Detención Criminal de Minnesota está investigando el incidente. Las manifestaciones contra la violencia policial empezaron el domingo frente a la estación policial en Brooklyn Center, a 16 kilómetros de donde Floyd se desvaneció bajo la rodilla de Chauvin. La policía disparó gas lacrimógeno y balas de goma para dispersar a la multitud en una jornada que acabó con saqueos y violencia.

El deporte estadounidense se movilizó el pasado verano a raíz de las muertes por violencia policial de George Floyd y también, en agosto, de Jakob Blake en Kenosha (Wisconsin). En protesta, el 27 de agosto, los Milwaukee Bucks boicotearon el partido de los playoffs que debían enfrentarles a Orlando Magic. Fue una decisión sin precedentes. La NBA decidió entonces aplazar durante tres días los partidos programados.

La Liga, suspendida a causa de la pandemia, había vuelto a disputarse a partir del 31 de julio en la burbuja de Disney World, pese a la reticencia de varios jugadores y después de que se llegara a un acuerdo entre su sindicato y la NBA para que durante los partidos pudieran hacer patentes sus reivindicaciones en contra del racismo y en demanda de justicia. Los jugadores, entrenadores y árbitros, con unas pocas excepciones, escucharon el himno previo a los partidos con una rodilla en el suelo y con las camisetas con la inscripción Black Lives Matter, lema que también se exhibió en el parqué de los tres pabellones que utilizaron. La mayoría de los jugadores también compitieron con camisetas con palabras o lemas acordados previamente para promover un cambio positivo en la sociedad.

Puedes seguir a DEPORTES en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal.

Leave a Reply