Las noticias

Los ‘eSports’ resisten al coronavirus

Un jugador de eSports compite en la liga estadounidense del videojuego Call of Duty.Un jugador de eSports compite en la liga estadounidense del videojuego Call of Duty.Bruce Kluckhohn / USA TODAY Sports (Reuters)

La crisis que ha vaciado pabellones y estadios y ha paralizado el deporte en un escenario sin precedentes se ha encontrado con una férrea resistencia: los eSports. Mientras LaLiga, la NBA y la Champions guardan la cuarentena sacudidas por el coronavirus, los deportes electrónicos, aspirantes a entrar en el calendario olímpico, se adaptan para seguir con la competición. En España, la Liga Profesional de Videojuegos (LVP) mantiene la actividad de sus principales torneos. La Superliga Orange del juego League of Legends (LoL), uno de los más populares en el mundo, afronta este mes la fase de playoffs. Decenas de miles de personas desde su casa, protegidas tras las pantallas, una de las pocas fronteras que no ha traspasado el coronavirus, disfrutaron este lunes y este martes en vivo los cuartos de final. La flexibilidad de una disciplina que se puede practicar pese a las restricciones del estado de alarma declarado por el Gobierno mantiene a los eSports como una aldea gala dentro del imperio del coronavirus.

Bajo el lema #QuédateEnBase ―una adaptación para LoL del #QuédateEnCasa que inunda las redes sociales― G2 Arctic y Movistar Riders se clasificaron para la semifinales de la Superliga tras vencer a UCAM (2-3) y a Telepizza Team Queso (3-0) en unos cuartos de final marcados por la normalidad dentro de la excepcionalidad. Porque los deportes electrónicos, como Astérix y Obélix, no viven ajenos a la amenaza. Tomás Campelos, conocido como Melzhet, entrena y convive con los cinco jugadores de G2 en una casa en Granada que comparten con el director deportivo del equipo. Como el resto de ciudadanos, cumplen con el confinamiento, aunque apenas han variado su rutina. “Seguimos prácticamente con la misma dinámica, tan solo hemos reducido algo las horas de entrenamiento”, explica por teléfono el técnico de G2 Arctic. La estrecha relación que mantienen los jugadores ―“y la euforia por victoria en los cuartos de final”, apunta Campelos― facilita la convivencia en cuarentena, aunque echan en falta las actividades que suelen hacer para escapar de una rutina que ya los retiene en casa habitualmente. No obstante, el entrenador confía en que la situación no va a afectar al rendimiento deportivo del equipo porque mantiene alta la moral. “Es lo más importante para un jugador profesional de LoL”, sentencia.

Los equipos no son los únicos que se han adaptado para no interrumpir su labor. Los comentaristas de la Liga anunciaban durante la retransmisión del partido entre los Riders y el Team Queso que esa sería la última desde plató. “Seguiremos desde casa”, confirmaba la presentadora Ainhoa Campos, Noa. Además, la entidad anunció el pasado miércoles la suspensión del evento de la final de la Superliga de LoL del próximo 4 de abril, que se iba a celebrar en el Palacio Vistalegre de Madrid. “Nuestra responsabilidad con la población exige cancelar este evento masivo”, explicó Jordi Soler, director ejecutivo de la LVP. La cita se mantiene sin público y será retransmitida a través de la plataforma digital Twitch desde los platós que posee la Liga en Barcelona.

La cancelación de las grandes ceremonias, escaparate del deporte electrónico y una de sus principales fuentes de ingresos, es la mayor preocupación del sector. ESL, la empresa más longeva de eSports, suspendió las finales mundiales de la Pro League del simulador de disparos Counter Strike: Global Offensive (CS:GO) que se iba a celebrar en Malta con equipos procedentes de todo el globo. En su lugar, la compañía alemana ha reorganizado el torneo en campeonatos regionales en Europa y América que se disputarán de manera telemática

Francisco Ayllón, director de producto y difusión de ESL España, explica que, pese a que se esté experimentando un aumento significativo de visualizaciones de partidos en Twitch por la cuarentena, los eSports temen una caída de ingresos y la retirada de patrocinadores por la falta de eventos presenciales. “Adaptamos el formato y sobrevivimos, pero perdemos el espectáculo masivo, que es lo que más repercusión genera”, apunta Ayllón por teléfono a este periódico desde su casa. La cancelación y reorganización de los torneos han supuesto un duro revés para la industria. El directivo de ESL, no obstante, valora la labor de los creadores de contenido de videojuegos, que han conseguido que futbolistas como Courtois y demás deportistas de otras disciplinas se animen a descubrir los eSports. “Lo importante es que contribuimos a la oferta de entretenimiento que está ayudando a la gente a hacer más llevadero este difícil momento”, añade.

En ese sentido, clubes como el Barcelona no han frenado la actividad de sus equipos de eSports en un esfuerzo para no interrumpir por completo la actividad deportiva de la entidad. La sección culé de Rocket League ―un videojuego que combina fútbol y automovilismo― se enfrentará este domingo al Mónaco en la séptima jornada de la Liga Europea. “Los jugadores del Barça podrán seguir compitiendo con total normalidad desde sus respectivas casas”, informó el club el pasado sábado a través de un comunicado en su página oficial. La organización internacional del campeonato canceló el Mundial, pero ha concedido más importancia a los torneos regionales (Europa, Norteamérica, Sudamérica y Oceanía), con premios de hasta 70.000 dólares para los campeones.

Fuera de España, Corea del Sur, meca del LoL que ha conseguido reunir a multitudes en estadios dignas de una competición olímpica, decidió paralizar su liga después de jugar varios partidos a puerta cerrada. China también paralizó la competición, que se reanudó el pasado 9 de marzo exclusivamente en línea. El mismo camino ha seguido el LEC, el campeonato europeo de LoL, que retoma la actividad este viernes tras cancelar los eventos presenciales.

Pese a los inconvenientes, el deporte electrónico y los videojuegos en general están funcionando como vía de escape para aliviar el aislamiento de la cuarentena. Los números así lo certifican. La plataforma para juegos de ordenador Steam está batiendo récords históricos, con más de 20 millones de usuarios en activo a nivel mundial, y ha multiplicado sus ventas. Mientras, personalidades del deporte como se suman a iniciativas como la del comentarista español de eSports Ibai Llanos, que ha conseguido que los 20 equipos de Primera División se unan para enfrentarse en un torneo en directo del videojuego de fútbol FIFA 20. El influencer del deporte electrónico ya logró que el pasado domingo más de 60.000 personas siguieran el derbi sevillano que disputaron en la consola Borja Iglesias, del Betis, y Sergio Reguilón, del Sevilla, con victoria verdiblanca. LaLiga permanecerá parada por la pandemia, pero el espectáculo seguirá a través de las pantallas.

Leave a Reply