Las noticias

Las empresas inician una oleada de ERTE que afectan a más de 100.000 personas

Cadena de montaje en la planta de Seat en Martorell.Cadena de montaje en la planta de Seat en Martorell.Albert Garcia (EL PAÍS)

Seat. Burger King. Alsea. CAF. Pikolín. Iberostar. Volkswagen. Cortefiel. Un goteo de grandes empresas han anunciado que el parón fruto del coronavirus les fuerza a adoptar expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE) que afectan a al menos 100.000 personas. Estos anuncios se unen al que ya hizo el viernes Iberia —que afectaría al 90% de sus 16.000 empleados—, así como a otras aerolíneas como Norwegian. La pandemia global deja tras de sí una jornada negra para el mercado laboral español que amenaza con repetirse en los próximos días.

Uno de los mayores ERTE lo presentó ayer Seat por la tarde. Afecta a 14.812 personas y lo argumenta por razones de “fuerza mayor” mientras dure la actual declaración de alarma en España. Aunque la tramitación es para toda la plantilla del fabricante español propiedad de Grupo Volkswagen, la compañía prevé limitar su uso a los trabajadores que desempeñan funciones en cadenas de producción y que no pueden teletrabajar, eso afecta a unas 10.000 personas. Fuentes sindicales matizaron que la suspensión podría prolongarse hasta cinco semanas, una vez que sus fábricas ya han paralizado la actividad. La empresa pactó complementar el subsidio de desempleo hasta el 80% del sueldo de sus empleados.

El ERTE más grande fue el que anunció el grupo de restauración Alsea (propietario de marcas como Vips, Starbucks, Cañas y Tapas, o Foster’s Hollywood), que afectará a 22.000 trabajadores. Burger King España fue otro de los grandes empleadores que anunció ayer la presentación de un ERTE, en este caso para sus 14.000 empleados (11.000 propios y 3.000 de locales franquiciados). La cadena de comida rápida decidió cerrar el viernes todos sus restaurantes y ayer descartó seguir sirviendo a domicilio, siguiendo las órdenes y recomendaciones de las autoridades. La suspensión de los empleos durará “hasta que se restablezca la normalidad”, según la cadena de hamburgueserías, que defiende la medida “tras valorar las mejores alternativas para mantener el empleo tan pronto como finalice esta situación y garantizando la estabilidad de la compañía”, añade.

También anunció un ERTE la ferroviaria CAF, que ayer cerró sus plantas de Beasain e Irun (Gipuzkoa), con unos 4.400 trabajadores. Alega también, como el resto, “fuerza mayor” vinculado a la propagación de la Covid-19. La empresa permanecerá cerrada con permisos retribuidos hasta mañana y se acogerá a un ERTE a partir del día 23, según fuentes del comité de empresa.

Tendam, grupo al que pertenecen las marcas Cortefiel, Pedro del Hierro, Springfield y Women’secret y Fifty, informó a los sindicatos de un “ERTE temporal por fuerza mayor”, con efectos desde el pasado sábado que afectará a la plantilla de las tiendas de sus marcas en España y la plantilla de las oficinas centrales de Madrid y de Barcelona. El grupo emplea en todo el mundo a 11.000 personas.

El fabricante zaragozano de colchones Pikolín anunció también una suspensión de empleo ante la paralización de las ventas por el cierre de tiendas. Además, la actividad de su centro productivo y logístico en Zaragoza cesó temporalmente su actividad ayer. Fuentes de la empresa indicaron que están a la espera de las medidas que presente hoy el Gobierno, entre las que se prevé una agilización de los ERTE. En sus oficinas, el 50% de la plantilla ya se encontraba desde la semana pasada haciendo teletrabajo. Pikolín tiene una plantilla de 870 personas en España y no precisó a cuántas afectará el expediente.

También en el sector turístico, la hotelera Iberostar anunció el cierre de todos sus hoteles en España, “una medida que previsiblemente se extenderá en breve a otros países”. La empresa suspenderá temporalmente “la actividad laboral a escala global”. Iberostar cuenta con 34.000 empleados en sus 120 hoteles en 19 países.

Más expedientes en la automoción

En la industria de la automoción, se plantean nuevos expedientes de regulación que se concretarán en los próximos días. Nissan lo negociará hoy en Barcelona con los sindicatos, Volkswagen hará lo mismo en Pamplona y Mercedes, que también paró producción ayer, contempla la misma situación en Vitoria, la mayor planta de la provincia de Álava con 6.000 trabajadores. Renault, que emplea a 14.000 personas en España, planteó a los sindicatos la aplicación de un ERTE para su negocio en España.

Desde el Ministerio de Trabajo aseguraron que están trabajando para inyectar recursos en la política laboral, de forma que la actividad solo se vea afectada unas semanas y lograr la normalidad rápidamente.

A todos estos recortes en grandes empresas se unen el goteo de ERTE que están haciendo las pymes. Tan solo en la Comunidad Valenciana se presentaron ayer 137 expedientes que afectan a 4.683 trabajadores. Y en Cataluña se plantearon otras 70 tramitaciones de ERTE con una afectación sobre 3.819 trabajadores.

La hostelería, que desde el fin de semana sufre la orden de cierre de bares, restaurantes y terrazas, también espera las directrices del Gobierno para empezar a presentar expedientes temporales. En los despachos de abogados especializados las consultas para presentar expedientes se acumulan estos días.

La semana pasada, Iberia anunció su intención de realizar un ERTE que podría afectar al 90% de sus 16.000 trabajadores. Multitud de aerolíneas europeas anunciaron ayer recortes drásticos de capacidad que presumiblemente irán acompañadas de reducciones de plantilla. Por ejemplo, la low cost Norwegian aplicará la suspensión temporal de empleo a casi el 90% de la plantilla, unos 7.300 trabajadores en total.

Información sobre el coronavirus

Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

Leave a Reply