Las noticias

La transformación de Jennifer Lopez a lo largo de los años

2020 está siendo el año de Jennifer Lopez. Su actuación en la Super Bowl junto a Shakira la consagró como una de las artistas latinas más influyentes del mundo, muchos la veían nominada al Oscar por la película Estafadoras de Wall Street y está pendiente de celebrar su boda con el exjugador de béisbol Álex Rodríguez. A sus 50 años acumula casi tres décadas de carrera artística.

Actúa, canta y baila. Pero a Lopez se la conocía más como actriz durante sus primeros años de fama. Obtuvo su primer papel en 1986, en una película de bajo presupuesto titulada My Little Girl y descubrió que quería trabajar en el mundo del espectáculo. Ya en los años noventa apareció en televisión y en películas como Asalto al tren del dinero, Jack o Mi familia. En 1997 estrenó Selena, un largometraje inspirado en la vida de la cantante estadounidense de origen mexicano asesinada dos años antes. Este proyecto la convirtió en la primera actriz latina en ganar un millón de dólares.

Llegaron más películas y el deseo de dar un salto a la industria musical. Un sueño que cumplió en 1999 con el lanzamiento de su primer álbum, On The 6. El disco consiguió un puesto en la lista Billboard y ha permitido que la cantante haya publicado hasta la fecha siete más.

Su primer concierto en directo fue en 2001 y quiso que se organizara en Puerto Rico para hacer honor a sus orígenes. Con ella estuvo sobre el escenario el bailarín español Joaquín Cortés.

Como otras muchas celebridades, Lopez ha estrechado lazos también con el mundo de la moda. Uno de los vestidos más icónicos que ha lucido ha sido un Versace de color verde que llevó a los premios Grammy en 2000. Y casi 20 años después se lo ha vuelto a poner para un desfile de Donatella Versace en Milán, el pasado septiembre, haciendo gala de su larga amistad.

Son varias las parejas conocidas de la artista, que próximamente contraerá matrimonio por cuarta vez. Estuvo comprometida con el actor Ben Affleck, con quien vivió una tumultuosa relación. Tras su ruptura no tuvo ningún reparo en criticar públicamente a Lopez. Llegó a decir incluso que le perjudicó en su carrera cinematográfica.

Pero el compañero sentimental que más ha marcado la vida de la artista ha sido Marc Anthony, con el que se casó en 2004. También es el padre de sus hijos gemelos, Emme y Maximilian, de 12 años. En julio de 2011 anunciaron su separación. Aunque al principio fue una situación difícil, con el paso del tiempo los dos cantantes han demostrado lo unidos que están. “Marc y yo solo somos grandes amigos, pero estamos muy bien. Es mi amigo y el padre de mis hijos, algo que será siempre. Mi responsabilidad como madre es hacerles saber a mis hijos que su papá los ama y acercarlos a él siempre que pueda. De la misma manera que si mi trabajo no me lo permite él me los acerca”, dijo Lopez en una entrevista hace tres años, acallando los rumores que los relacionaban de nuevo.

Lopez siguió trabajando en algunas películas, como Qué esperar cuando estás esperando u Obsesión. Sobre todo siguió acumulando éxitos musicales. On the Floor y Dance Again fueron algunos de los temas que compartió con Pitbull. Ambos artistas fueron los encargados, junto a la cantante Claudia Leitte, de inaugurar el mundial de fútbol de 2014, celebrado en Brasil.

Más tarde Lopez decidió regresar al mundo de la televisión después de dos décadas. Su carrera despegó en este medio a principios de los años noventa en programas como In Living Color o Second Chances. En 2016 protagonizó la serie Shades of Blue y participó como jurado una temporada más en el concurso de talentos American Idol.

La influencia de Jennifer Lopez la ha convertido en un icono de estilo. La artista ha sabido sacar partido de sus curvas, lo que la ha llevado a ser copiada por otras celebridades como Beyoncé o las Kardashian.

Lopez cuida mucho su alimentación y hace ejercicio para mantenerse en forma. A punto de cumplir los 50 años, protagonizó en diciembre de 2018 la portada de la revista InStyle donde presumió de su cuerpo con un posado semidesnudo. “Me he cuidado mucho, y eso se nota ahora”, explicó.

En 2019 protagonizó la película Estafadoras de Wall Street. Un trabajo aplaudido por el público y la crítica. Incluso se especuló con una posible nominación a los Oscar. Pero la Academia de las Artes y las Ciencias Cinematográficas de Estados Unidos no la contempló entre sus candidatas. “Recibí muchas buenas críticas, más que nunca en mi carrera y hubo muchos que decían: ‘Ella va a ser nominada para un Oscar. Va a suceder. Si no lo hace, estás loco’. Estoy leyendo todos los artículos que dicen: ‘Dios mío, ¿podría pasar esto?’. Y luego no fue así. Fue un poco decepcionante”, reveló durante una entrevista con Oprah Winfrey.

Junto a Shakira hizo historia en la última edición de la Super Bowl, la final de la liga de fútbol americano que se jugó el pasado febrero. El espectáculo del intermedio del partido lo vieron más de 102 millones de personas y fue una demostración del poder que tiene la cultura y la sociedad latina en Estados Unidos.

Ahora la artista está pendiente de celebrar su boda con su actual pareja, Álex Rodríguez. Se conocieron hace tres años, se prometieron hace uno y se desconoce la fecha para la boda, pues la crisis del coronavirus ha obligado a posponer el enlace. “Ya iremos viendo qué pasa. La verdad es que no tengo idea de qué va a suceder en lo que respecta a las fechas y todo lo demás”, ha contado recientemente la cantante a Ellen DeGeneres.

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

Leave a Reply