Las noticias

La NBA se plantea retrasar a diciembre el inicio de la próxima temporada

La NBA, desde que se paralizó la competición el 11 de marzo, no ha podido adoptar muchas más medidas en firme que las de pactar un acuerdo para la rebaja salarial de los jugadores y permitir que puedan entrenarse de forma individual en las canchas a partir del 8 de mayo. Pero las reuniones se suceden y a pesar de la incerteza sobre cuándo y cómo se podrá reanudar la Liga, los propietarios de las 30 franquicias estudian la posibilidad de retrasar a diciembre el inicio de la campaña 2020-2021.

La temporada suele dar inicio en octubre. Pero la alternativa de que comience en diciembre daría más margen para que concluya la presente campaña, interrumpida el 11 de marzo a causa de la pandemia de la covid-19 cuando a cada equipo le faltaba todavía por disputar entre 16 y 18 partidos de la fase regular. Además, los dueños de las franquicias esperan que el retraso a diciembre facilite la disputa de más partidos con la presencia de aficionados en las gradas, ya que es probable que las autoridades mantengan durante bastante tiempo la prohibición de que se celebren a puerta abierta.

La junta de gobernadores de la NBA votó el viernes para posponer dos eventos de mayo programados para Chicago: la lotería del draft y el Draft Combine. La celebración del draft está fijada para el 25 de junio, pero cada vez se extiende más la creencia de que también será aplazado.

No hay planes inminentes para tomar una decisión sobre el calendario, y las deliberaciones al respecto proseguirán. Se barajan alternativas como la de disputar lo que queda de la temporada, o bien solo los playoffs, en una sola sede. Orlando y Las Vegas se barajan como ciudades favoritas para acoger los partidos. También se ha calculado que la NBA necesitaría 15.000 test de la covid-19 para garantizar la seguridad de los jugadores, entrenadores, árbitros y personal necesario para la disputa de los partidos.

Problema de fechas con los Juegos

A medida que continúa la incertidumbre en torno a la pandemia, la NBA anticipa una serie de posibles obstáculos para que los aficionados regresen de inmediato a las canchas en los próximos meses. “Si comienzas en diciembre, eso no significa que la afición pueda volver a las canchas en diciembre, pero tal vez regresen en marzo”, afirmó un miembro de la junta de gobernadores a ESPN.

Si la próxima temporada diera inicio en diciembre, concluiría en agosto. En problema en ese caso sería para la selección de Estados Unidos que debe competir en los Juegos Olímpicos que se celebrarán en Tokio del 23 de julio al 8 de agosto de 2021. Muchas de las grandes figuras de la NBA contemplaban su participación en los Juegos. Si la temporada empezara en diciembre, las perspectivas cambiarían por completo.

Nota a los lectores: EL PAÍS ofrece en abierto la información esencial del coronavirus durante la crisis. Si quieres apoyar nuestro periodismo, suscríbete aquí.

Suscríbete

Leave a Reply