Las noticias

La Liga femenina de fútbol se suspenderá con el Barcelona campeón y sin descensos

Las jugadoras del Barcelona celebran un gol esta temporada. ALEGRIA GOLLas jugadoras del Barcelona celebran un gol esta temporada. ALEGRIA GOLINMA FLORES / DIARIO AS

La Liga femenina de fútbol se encuentra a un paso de la suspensión definitiva de la temporada con el Barcelona como campeón, sin descensos y con 18 equipos la próxima campaña en la máxima categoría. Es la propuesta que ha salido adelante este miércoles en la reunión de la Federación Española con las territoriales y que este jueves, salvo hecatombe, será aprobada en Junta Directiva y el viernes ratificada en la Comisión Delegada.

Los nuevos conjuntos de Primera serían Eibar y Santa Teresa. Las armeras eran segundas en el grupo norte de Segunda, pero el líder, el Athletic B, no puede ascender al ser filial de un equipo de la máxima división. La Champions la jugarían las azulgrana y el Atlético, que terminaría segundo en la tabla. Y Valencia y Espanyol se salvarían de la pérdida de categoría. El equipo blanquiazul apenas sumaba cinco puntos tras cinto empates. No había ganado ningún partido este curso. El cuadro de Mestalla, por su parte, se encontraba a un punto del Sporting de Huelva, que marcaba la salvación.

El curso 2020/21, eso sí, habría cuatro descensos y, de nuevo, subirían dos para volver a los 16 equipos actuales. Durante la pasada semana se conoció que una de las posibilidades en la que trabajaba la Federación era crear dos grupos en Primera (de diez conjuntos cada uno) con dos campeones, un formato que ya se aplicó hace una década y se corrigió por fallido. En los últimos días, diferentes actores del fútbol femenino advirtieron del gran error que suponía recuperar esa fórmula. Finalmente, no ocurrirá y todos jugarán contra todos, con un único vencedor. El próximo curso será, además, el primero con un Barcelona-Real Madrid. La Segunda División, por su parte, continuaría con su configuración de dos grupos (norte y sur), divididos esta vez en 17 integrantes.

Con este título, las culés igualarían los cinco del Athletic al frente la clasificación histórica. La plantilla entrenada por Lluís Cortés aventajaba en nueve puntos a las rojiblancas en el momento de la suspensión y solo había cedido dos empates y seis tantos en contra. Hasta la interrupción, a falta de ocho jornadas (la novena no se disputó por la huelga general de la futbolistas), el dominio del Barcelona había resultado abrumador. Se estrenó con un 9-1 al Tacón y casi cada encuentro en casa lo ha resuelto con una goleada (siete al Sporting de Huelva, seis al Atlético y Deportivo, o cinco al Logroño, Levante y Madrid CFF). En la Supercopa, un nuevo torneo, destrozó en la final a la Real Sociedad (9-1). Si la propuesta sale adelante, su triunfo liguero cortaría la racha de tres coronas seguidas de las colchoneras, que este año han sufrido la pérdida de Jenni Hermoso, pichichi del torneo con la camiseta azulgrana (23 tantos).

No obstante, la temporada puede que no haya terminado todavía para Barcelona y Atlético, que tendrían pendiente su enfrentamiento en los cuartos de final de la Champions. La UEFA, como el fútbol masculino, mantiene su intención de acabar la competición si las condiciones sanitarias lo permiten.

Y en España restaría por finalizar la Copa de la Reina, que se quedó congelada en la previa de las semifinales (Logroño-Athletic y Sevilla-Barcelona) y final. La intención es concluirla la próxima campaña ante la imposibilidad de hacerlo esta.

Esta propuesta de la Federación, pendiente de aprobación, llega un día después de que la patronal, que agrupa a 13 de los 16 clubes de Primera (todos menos Barcelona, Athletic y Tacón, el futuro Real Madrid), apostara por tratar de terminar la temporada siempre que pudieran garantizarse las condiciones de seguridad, y de reclamar a Rubiales, en todo caso, que cualquier decisión fuera consensuada con las entidades. Según sus cálculos, el cierre anticipado de la Liga femenina supondría que el bloque de equipos que tienen un contrato televisivo firmado con Mediapro dejaría de ingresar unos 600.000 euros, lo correspondiente a los encuentros que el operador no ha podido emitir debido a la pandemia.

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

Leave a Reply