Lo último

La doble alegría por la recuperación de un bebé positivo en coronavirus

MÁS INFORMACIÓN

A mediados de marzo, con el estado de alarma recién estrenado, un bebé de cuatro meses ingresó en la Unidad de cuidados intensivos (UCI) del Hospital Materno Infantil de Málaga. Lo hacía tras dar positivo en Covid-19 y una situación delicada porque la enfermedad estaba asociada a otra infección en los pulmones y las vías respiratorias del pequeño. “Presentaba un cuadro grave”, cuenta José Camacho, jefe de sección de la UCI de Pediatría del centro hospitalario malagueño. Por eso, 15 días más tarde, cuando el pasado jueves 2 de abril le retiraban la respiración mecánica la felicidad entre los sanitarios que lo cuidaron era inmensa. Ahora la alegría ha dado ahora un paso más: su situación se ha estabilizado y el bebé ha podido pasar a planta.

La Junta de Andalucía distribuyó un vídeo el viernes 3 de abril con el emotivo aplauso de una decena de profesionales, que celebraban la extubación del pequeño. En las imágenes, el propio Camacho subrayaba que casos como el de este pequeño eran “excepcionales”. Lo explica: “Los niños van a padecer la enfermedad, pero casi siempre con cuadros asintomáticos o leves. Que ocurra algo grave es muy raro”, cuenta el responsable de la UCI del Materno. Los datos del Ministerio de Sanidad le avalan. España solo ha registrado 285 casos de entre 0-9 años, de los que se han hospitalizado un tercio, 87. Además, apenas siete han tenido que ingresar en la UCI como este bebé. Entre 10 y 19 años, ha habido 588 casos, 118 hospitalizaciones y 5 ingresos en UCI. En total, los positivos entre 0 y 19 años solo suponen el 0,8 por ciento del total del país. “Los padres pueden estar tranquilos”, sentencia el médico. Y no solo por su salud, también por su capacidad de adaptación al confinamiento.

El bebé que ahora se recupera estaba originalmente ingresado en el Hospital Costa del Sol, en Marbella. Su situación llevó a los sanitarios a hacerle la prueba del coronavirus, que dio positivo. Fue entonces, el 16 de marzo, cuando los responsables del centro decidieron hacer el traslado al hospital Materno Infantil. Desde entonces su evolución ha sido “muy parecida a la de un adulto”, cuenta Camacho. Tras ser extubado y salir de la UCI, el pequeño ha seguido con oxígeno como soporte respiratorio y en una situación “muy estable”. Ahora ha sido trasladado a planta. Quedará hospitalizado hasta que sea necesario para su salud.

Camacho cuenta que están viviendo estos días “con mucha angustia”. En las UCI de pediatría han disminuido los ingresos porque las cirugías programadas han desaparecido del calendario y quienes se someten a ellas son sus pacientes más habituales. Sin embargo, tanto él como su equipo están a disposición de los equipos que trabajen con adultos y puedan necesitar más personal. “Es lo que dictan los protocolos y, además, nosotros siempre queremos ayudar”, subraya. En este hospital malagueño también han dado a luz ya dos madres con positivo en coronavirus. Ambas lo han hecho de manera prematura y por cesárea por decisión médica. Y no han transmitido el virus a sus recién nacidos.

Las urgencias pediátricas también han disminuido casi a la cuarta parte en el Hospital Materno Infantil de Málaga. Camacho lo achaca, principalmente, a que los niños están en casa. Así, las infecciones clásicas de colegios o guarderías no llegan, pero el confinamiento también ayuda a que haya menos accidentes. Además, los padres se lo piensan ahora mucho más a la hora de acudir a urgencias con sus pequeños. “La telemedicina está ayudando mucho en ello”, destaca Camacho. Los progenitores están teniendo contacto con sus médicos habituales de los centros de salud a través del teléfono móvil, lo que además de evitar posibles contagios, está ayudando a prevenir muchas enfermedades.

Puedes seguir De mamas & de papas en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Leave a Reply