Internacional

La crisis constitucional de Túnez entra en punto muerto

Los días inmediatamente posteriores al 25 de julio, cuando el presidente Kais Said abrió una profunda crisis política al arrogarse plenos poderes en base a un artículo de la Constitución reservado para situaciones de “peligro inminente”, los acontecimientos se desarrollaron en Túnez a un ritmo frenético: miles de personas celebraron el órdago de Said en las calles; el principal partido opositor, los islamistas de Ennahda, lo calificó de “golpe de Estado”; hubo altercados entre manifestantes de distinto signo frente al Parlamento; la policía cerró la sede de la cadena Al Jazeera y arrestó a varios diputados… Pasada esta fase inicial, la crisis constitucional ha caído en punto muerto, ya sea porque los actores políticos han templado sus comportamientos o porque están midiendo con cuidado los próximos pasos a dar.

Seguir leyendo

Leave a Reply