Las noticias

Justin Bieber y Hailey Baldwin exponen su relación en un ‘reality show’ de Facebook

A Justin Bieber le está gustando lo de ser protagonista en programas de telerrealidad. El pasado enero estrenó el documental Justin Bieber: Seasons, en el que se puede ver el proceso de grabación de su último disco, Changes, y donde desveló que su adicción a las drogas comenzó cuando tenía 13 años. Tanto se ha abierto a sus fans últimamente que el cantante ha decidido junto a su esposa, la modelo Hailey Baldwin, aprovechar el confinamiento por la crisis del coronavirus para hablar públicamente de su relación a través de un programa que han titulado The Biebers. “Estamos muy emocionados y os damos la bienvenida a nuestra casa en esta cuarentena para ofreceros una mirada íntima a nuestras vidas”, ha expresado la pareja en un vídeo promocional que han difundido a través de sus redes sociales.

Con cámaras GoPro, el artista y la sobrina del actor Alec Baldwin han grabado 12 episodios que irán subiendo en Facebook Watch cada lunes, miércoles y viernes durante cuatro semanas. Por el momento ya han emitido dos episodios de casi 10 minutos cada uno. En el primero, Lake Day with the Biebers (Día en el lago con los Bieber, en inglés), ambos dan una vuelta en barca en un lago cercano a su casa de Toronto, Canadá, y hablan de los aspectos positivos y negativos del matrimonio. Para Bieber, de 26 años, uno de los elementos más gratificantes de su relación es estar al lado de la persona amada “para bien o para mal, en la enfermedad y en la salud” y ha aprovechado para agradecer a Baldwin su apoyo cuando padeció depresión y la enfermedad de Lyme: “Lo hiciste genial por mí. Estuviste allí cuando realmente estaba luchando. En este momento siento que estoy en el mejor lugar en el que he estado”.

El cantante también reconoce que el matrimonio significa un progreso para él y ha visto que todavía debe trabajar en muchos aspectos de su vida: “Cosas de perdón, cosas de celos, inseguridades que ni siquiera me di cuenta que tenía hasta que decidí pasar mi vida contigo. Me di cuenta de que había puntos ciegos que no conocía”. Por su parte, Baldwin, de 23 años, agradecía la compañía: “Obviamente, eres mi mejor amiga. Creo que esa es la mejor recompensa, consigues una mejor amiga para hacer todo”.

Pero la maniquí también recordaba los momentos difíciles y cómo ambos han trabajado por mejorar su relación. Se conocieron en 2009 y comenzaron a salir en 2015, pero a los pocos meses rompieron y retomaron su noviazgo en el verano de 2018. Cuando llegan a este punto de la conversación, Bieber le pregunta a su esposa: “¿Cómo recuperaste esa confianza y fe en mí?”. A lo que ella responde: “Una cosa muy importante es que cuando terminamos, y no de buenas maneras, me quedé sola, básicamente. No me fui corriendo a iniciar otra relación o tirarme a los brazos de alguien. Hice otras cosas para intentar distraerme y olvidar, como hablar con gente o salir con amigos, pero no busqué a nadie que te reemplazase para empezar una relación que llenase ese vacío en ese sentido. Realmente me permití sentir las emociones que estaba sintiendo. Es un duelo cuando sientes que has perdido a alguien a quien realmente quieres y que te importa”.

Durante aquel periodo que vivieron separados, el artista se reencontró con la cantante Selena Gomez, su anterior pareja, y también salió durante un tiempo con la modelo Sofia Richie. Mientras, la maniquí seguía pendiente de Bieber: “Solo recuerdo que me preocupé tanto por ti que pensé: ‘Ni siquiera me importa si él está en mi vida de una manera romántica. Me preocupo por él tanto que quiero que estemos el uno en la vida del otro”. A lo que añade que la separación supuso también algo positivo para ambos: “Fue lo mejor. Tuvimos tiempo para dedicarnos a lo nuestro. Sentí que encontré mi equilibrio en mi carrera, sola, como una adulta”.

Poco antes de volver juntos, Baldwin y sus amigos comprobaron que el cantante había madurado bastante durante ese periodo. “Estaban realmente impresionados con la forma en que vivías tu vida y tratando de mantenerte a ti mismo”, explica la modelo. Salieron de nuevo durante todo el verano y se comprometieron en las Bahamas en julio de 2018. Cuatro meses después se casaron en secreto en Nueva York (EE UU) y volvieron a caminar por el altar el pasado septiembre, esta vez con una ceremonia religiosa en un lujoso complejo de Carolina del Sur (EE UU) ante sus familiares y amigos.

Durante los últimos años, Bieber ha estado apartado de la vida pública, especialmente por motivos de salud. Unos tiempos que han estado marcados sobre todo por la depresión, como él mismo ha contado en más de una ocasión a sus seguidores. Ya en marzo de 2016 el cantante anunciaba que no podía seguir con su gira, que era incapaz de acabar sus conciertos porque acababa exhausto. “Cancelaré todos los encuentros con fans… Quiero que la gente sea feliz y sonría, pero no a costa de que siempre me quede con un sentimiento de estar exhausto mental y emocionalmente hasta el punto de sentir depresión”, contaba en esa época, añadiendo que “la presión de llenar las expectativas de tanta gente” suponía un peso imposible de sobrellevar sobre sus entonces cansados hombros.

En febrero del año pasado, fuentes cercanas al intérprete contaban cómo estaba recibiendo ayuda profesional y tomando medicación para superar esa depresión. “Me encontré haciendo cosas de las que me avergüenzo. Era muy promiscuo y esas cosas. Y creo que usé Xanax [un medicamento que se prescribe para tratar la ansiedad]”, relataba a la revista Vogue. “Me deprimí mucho en la gira”, recuerda. “No he hablado de esto, y todavía estoy procesando muchas cosas que no he contado. Estaba solo. Necesitaba algo de tiempo”.

En EL PAÍS, decenas de periodistas trabajan para llevarte la información más rigurosa y cumplir con su misión de servicio público. Si quieres apoyar nuestro periodismo y disfrutar de acceso ilimitado, puedes hacerlo aquí por 1€ el primer mes y 10€ a partir del mes siguiente, sin compromiso de permanencia.

Suscríbete

Leave a Reply