Las noticias

Guillaume Faury: “La supervivencia de Airbus estará en entredicho si no tomamos medidas ya”

Guillaume Faury, consejero delegado de Airbus.Guillaume Faury, consejero delegado de Airbus.AIRBUS

Guillaume Faury (Cherburgo, 1968) tomó las riendas de Airbus hace un año pero no se imaginaba entonces que iba a tener que enfrentarse a la mayor crisis de la historia del consorcio aeronáutico paneuropeo. En una entrevista con EL PAÍS, Faury admite que la situación por la que atraviesa el fabricante es muy grave, con la producción reducida a un tercio y gran parte de las entregas de aparatos comerciales paralizadas. Por eso asegura, que tomará las medidas que sean necesarias, tanto financieras como laborales, porque de no hacerlo la “supervivencia está en entredicho”. El consorcio está en conversaciones con el gobierno español para la vuelta a la normalidad en las factorías españolas para las que, por el momento, no se plantea ningún cierre. El máximo directivo de Airbus pide al Ejecutivo español y al del resto de socios un esfuerzo en los programas de defensa como el FCAS para compensar la caída de ingresos de la división comercial. Y está convencido de que la aviación será determinante para volver a reactivar la economía y poner en marcha un plantea postcovid-19 porque es el medio de transporte más seguro, y considera que no son eficaces las medidas propuestas por algunos expertos de reducir plazas en los aviones o instalar mamparas.

Pregunta. Airbus está llevando a cabo importantes iniciativas solidarias para luchar contra la Covid-19.

Respuesta. Estamos haciendo todo lo posible para apoyar la lucha en primera línea contra la propagación de la pandemia de coronavirus. Nos hemos involucrado activamente para conseguir mascarillas utilizando nuestros aviones de prueba en vuelo y su tripulación para transportar unos diez millones de unidades desde China a Europa. Hemos donado la gran mayoría de ellas a los Gobiernos europeos, como por supuesto el español. Las demás se las hemos suministrado a nuestros propios empleados. Y hemos contribuido al diseño y a la fabricación de miles de viseras y batas para el personal sanitario y de ventiladores o componentes de respiradores utilizando nuestras tecnologías.

P. ¿Cómo será la vuelta al trabajo y cómo en Airbus?

R. Bueno, en Europa podemos aplicar las lecciones que hemos aprendido en nuestras operaciones en China, donde primero se propagó la pandemia. Nuestros equipos tuvieron que reinventar su forma de trabajar. Ahora están operando prácticamente como antes, pero implantando nuevos procedimientos. Trabajan con mascarillas, equipos de protección y respetando el distanciamiento. Los operarios invierten más tiempo que nunca en la limpieza, antes y después de sus turnos y de esta manera nos planteamos la situación en nuestras otras plantas de todo el mundo. También hemos limitado el número de empleados que trabajan en nuestras fábricas y oficinas, organizando turnos y solicitando a los empleados que trabajen desde casa siempre que sea posible.

Hemos desarrollado incluso un nuevo proceso de entrega electrónica que combina la transferencia electrónica de titularidad y la aceptación técnica para que los clientes puedan recibir los aviones de forma remota. Hay que entender que el desconfinamiento no implica dejar de enfrentarnos al virus, sino trabajar de forma diferente. Soy partidario de alcanzar esta fase lo más rápido posible evitando la propagación del virus, con la salud y la seguridad de las personas como principal prioridad.

P. ¿Están en contacto con el Gobierno español para comentar su proceso para regresar al trabajo?

R. Estamos explicando a los Gobiernos exactamente lo que estamos haciendo en un diálogo constante. Tenemos que colaborar para evitar el enorme daño que pueden ocasionar los confinamientos y cierres de fronteras más prolongados Por esta razón, Alberto Gutiérrez, responsable de Airbus en España y su equipo están en permanente contacto con distintas áreas del Gobierno español para garantizar que las medidas que hemos puesto en marcha cumplen los requisitos del Real Decreto.

Estamos dirigiéndonos a todos nuestros socios gubernamentales, que tienen un papel crucial, para que presten su apoyo al ecosistema del sector. En especial, nuestros clientes de aviones comerciales y la cadena de suministro aeroespacial necesitan apoyo. A la vez, necesitamos que nuestros Gobiernos pongan en marcha un conjunto de medidas sociales para que podamos adaptarnos con rapidez y garantizar la actividad a largo plazo. De esta forma podremos reanudar con normalidad nuestras operaciones cuando superemos esta crisis.

También nos hemos dirigido a nuestros clientes institucionales de los sectores de defensa y el espacio, cuyo apoyo precisamos para simplificar los hitos comerciales y priorizar los pagos. Por ejemplo,la ESA (Agencia Espacial Europea) ha acelerado su calendario de pagos y nuestros clientes de defensa también están trabajando en la misma dirección. Ahora, más que nunca, nuestras actividades de defensa y espacio, y de helicópteros cobran un papel esencial en el grupo.Todo el efectivo que recibimos gracias a los pagos ayuda a mitigar el impacto de la profunda crisis en la que se encuentra nuestro negocio de aviones comerciales.

P. ¿Han alcanzado alguna solución a su conflicto con el Gobierno por la selección de Indra como coordinador nacional de FCAS en España?

R. Efectivamente, la continuidad de grandes programas como el FCAS va a ser vital para sostener la recuperación económica y ayudar a proteger unos puestos de trabajo, unas competencias y unas tecnologías que, de otro modo, podrían desaparecer especialmente en Europa. Airbus ha estado involucrado en el FCAS desde 2017 y ha promovido la entrada de España en el programa, por lo que recibimos con sorpresa el anuncio de la selección de Indra como coordinador nacional del programa.

Seguimos convencidos de que tenemos un papel clave que desempeñar como la principal empresa aeroespacial y de defensa de España. En un programa de este tamaño e importancia estratégica, confiamos en nuestra capacidad para participar como coordinadores en ejes clave del programa en España y estamos llevando a cabo conversaciones con nuestro cliente en esta dirección.

P. ¿Qué programas de defensa se están desarrollando actualmente en España?

R. España es un cliente importante para nosotros en el sector de defensa. En cuanto a aviones militares, hemos realizado un buen avance en las entregas de A400M a la Fuerza Aérea española. Estos aviones se han utilizado durante la crisis de la covid-19 para el transporte de pacientes críticos, de equipos médicos y de otros suministros desde China y dentro de España, o la repatriación de tropas destinadas en misiones en el extranjero.

Lideramos la participación española en el esperado programa Eurodrone que está previsto para finales de este año. En febrero realizamos la última entrega del contrato original del Eurofighter en España y actualmente estamos entregando el contrato de actualización del EurofighterTranche 1. De cara al futuro, el Ejército del Aire ha manifestado su intención de sustituir su flota de F18 con base en las Islas Canarias por aviones Eurofighter y estamos convencidos de que es la mejor alternativa.

Pensamos que las capacidades más recientes del C295, desarrolladas para el programa canadiense de búsqueda y rescate, se encuentran en una posición excelente de cara a la renovación de la flota de aviones de transporte táctico y de misión de las Fuerzas Armadas españolas para vigilancia de fronteras, guardacostas y rescate. Además, existe interés en un avión de entrenamiento avanzado para la formación de alto nivel que se realiza actualmente con el F5 y el C-101, que se retirarán en los próximos años.

Este año hemos completado las entregas del contrato español del helicóptero Tigre y en estos momentos estamos entregando helicópteros de transporte táctico NH90 al Ejército español (FAMET). En las próximas semanas entregaremos a la Fuerza Aérea española el primero de los 45 NH90 previstos. Además, el año pasado firmamos el contrato para el satélite de comunicaciones militares de nueva generación SpainSAT-NG equipado con antenas activas reconfigurables, y que se pondrá en servicio en 2023.

P. Muchos expertos dicen que la pandemia cambiará la aviación. Se habla de menos asientos y con otra disposición, mamparas entre filas… ¿Está considerando Airbus estas ideas para sus aviones poscovid-19?

R. Los viajes en avión conectan y unen a las personas de todo el mundo. No hay ningún otro medio de transporte que pueda lograrlo con una eficacia similar, lo que no va a cambiar en el mundo poscovid-19. Todos hemos estado confinados durante muchas semanas, separados de nuestros seres queridos, amigos, familia y colegas. La actividad empresarial se ha paralizado a escala mundial. Los viajes por avión son un catalizador esencial para superar esta crisis y poner en marcha un planeta poscovid-19.

La seguridad ha sido siempre la principal prioridad para el sector de la aviación. Además, el avión es probablemente una de las mejores formas de viajar en un mundo poscovid-19 porque el sistema de ventilación de las cabinas ya está diseñado para purificar el aire, que circula de arriba a abajo, no de adelante hacia atrás o de izquierda a derecha. Durante el vuelo, el aire de la cabina se recicla cada 2 o 3 minutos.Nuestros aviones están equipados con los mismos filtros que se utilizan en los hospitales; la limpieza del aire siempre ha sido una prioridad en el diseño de nuestras cabinas.

Por este motivo, no son válidas todas las medidas que se proponen actualmente y, por ejemplo, dejar asientos libres no resultaría técnicamente relevante.Este hecho no evitará que los pasajeros tengan que adoptar las medidas de salud y seguridad necesarias, como el uso de mascarilla. Actualmente ya ofrecemos a las aerolíneas opciones como superficies antibacterianas en los aseos de a bordo, funciones táctiles, aplicaciones para los asientos, etcétera. Por supuesto, estamos preparados para cumplir las nuevas normas que se decidan y colaboramos estrechamente con nuestras aerolíneas clientes para probar productos de limpieza de nueva generación.

P. ¿Están en peligro los vuelos de bajo coste por la caída del número de pasajeros y el incremento del precio de los billetes?

R. Nosotros nos centramos en la seguridad de los aviones, pero claramente habrá que ocuparse también de la seguridad en los aeropuertos. Las repercusiones de cara al futuro de los viajes aéreos dependerán de la duración de la crisis y su impacto será distinto para cada aerolínea, y posiblemente para cada región. Es muy probable que se vean afectadas las políticas de precios debido, principalmente, a la reducción de la oferta.

P. Airbus ha anunciado una reducción del 33% en el A320 y del 40% en el A350. ¿Hay planes de realizar más reducciones?

R. La demanda de viajes aéreos se ha desplomado a raíz de las restricciones de viaje y el confinamiento. Dos tercios de la flota mundial de aviones (14.000 aviones comerciales) se encuentran actualmente en tierra y estamos valorando en qué momento regresará el tráfico de pasajeros, aunque sea parcialmente. Nuestros clientes han respondido a esta situación reduciendo la capacidad y revisando sus planes de gasto de capital. Muchos de ellos están luchando por su supervivencia.

¿Cómo influye en nosotros esta situación? Bueno, mantenemos un constante diálogo con las aerolíneas para entender cuáles son sus necesidades y alcanzar la mejor solución caso por caso y avión por avión. Estamos ajustando la cadencia media de producción mensual a 40 aviones de la familia A320, a 2 de la familia A330 y a 6 de la familia A350. Se trata de una reducción de aproximadamente un tercio en comparación con las cadencias medias de producción anteriores a la crisis, y ahora hemos de abordar nuestra estructura de costes para responder a una base de ingresos inferior. Tras este primer ajuste, en unos meses puede que se produzcan otros en función de cómo evolucione la situación.

P. ¿Cuál ha sido la reducción de las entregas en marzo y abril? ¿Cuál es la reducción prevista para 2020 frente a los 880 aviones planificados para este año?

R. En el primer trimestre de 2020 realizamos un importante logro industrial con la entrega de 122 aviones comerciales, aunque unos 60 aviones no se pudieron entregar finalmente debido a la pandemia de covid-19. Entregamos 36 aviones en marzo y en abril la cifra se reducirá de nuevo debido a las diferentes limitaciones que nos estamos encontrando .Aún es demasiado pronto para dar una nueva cifra de entregas previstas para 2020. La situación evoluciona con rapidez.

P. Muchas líneas aéreas han solicitado posponer o cancelar sus pedidos debido a la falta de actividad.¿A cuántos aviones afecta esta situación?

R. Es cierto que muchos clientes nos solicitan en estos momentos aplazar sus entregas o no pueden recibir ahora físicamente sus aviones. Todavía nos encontramos en una etapa inicial de esta crisis, así que debemos ser humildes acerca de nuestra capacidad para entender todas sus implicaciones. Nuestros clientes desean mantener sus pedidos, de modo que las cancelaciones hasta ahora han sido limitadas. Quieren estar bien preparados, especialmente en lo relativo a los aviones de cabina estrecha, para volver a operar una vez dejemos la crisis atrás. A corto plazo, en cambio, la prioridad de las compañías es gestionar la crisis preservando su flujo de caja.

Para Airbus, esta situación supone una reducción drástica de las entregas, de la actividad general y del volumen de negocio. Si esta situación se prolonga durante 2020 y 2021, las consecuencias serán muy graves.

P. ¿Cuál es la política de Airbus en estas conversaciones? ¿Se han planteado apoyar a las aerolíneas con más problemas?

R. Creemos que las aerolíneas necesitan ahora un fuerte apoyo por parte de los Gobiernos. La crisis no afecta a todas las empresas por igual. Algunas aerolíneas querrán mantener sus pedidos esperando emerger en una posición más fuerte que sus competidores en una fase poscoronavirus. Otras estarán tan gravemente afectadas que no podrán cumplir sus contratos.. Estamos juntos en esto, somos socios, pero no podemos pensar solo en sus problemas de liquidez, también debemos tener en cuenta los nuestros.

Centrándonos en el caso de España, alrededor del 80% de los turistas llegan al país en avión y el turismo es el sector con la mayor contribución a la economía española. Garantizar la viabilidad financiera de las aerolíneas es un primer paso para reconstruir el turismo español y, por tanto, la economía del país.Es evidente que no hay ningún Gobierno que disponga de los recursos necesarios para mantener a todas y cada una de las empresas o negocios. Pero, por otra parte, dar viabilidad a las aerolíneas españolas tendrá un efecto en cadena extraordinariamente positivo sobre hoteles, complejos turísticos, restaurantes, taxis, autobuses y aeropuertos, contribuirá a salvaguardar miles de puestos de trabajo.

P. Se dirigió a los empleados afirmando que la existencia misma de Airbus estaba bajo amenaza.

R. Esta crisis no tiene precedentes a escala mundial. Nuestro sector se ha paralizado. La situación es lamentablemente muy simple: hemos perdido un tercio de nuestro negocio de la noche a la mañana y no hemos tocado fondo. Todavía existe un alto nivel de incertidumbre y ahora es el momento para adaptarnos. Tenemos que detener urgentemente la salida de efectivo y reducir los costes en toda la compañía. Estamos viviendo una de las mayores crisis económicas de la historia y debemos considerar todas las opciones. La supervivencia de Airbus estará en entredicho si no actuamos ya. De momento, hemos realizado ajustes temporales de la plantilla que nos ayudarán a gestionar la situación y en los próximos meses tendremos una idea más aproximada de la necesidad de más medidas, que no podemos descartar.

P. Muchos países como Alemania o Francia han anunciado ayudas financieras o paquetes de rescate para sus líneas aéreas ¿Se ha planteado Airbus solicitar ayuda oficial?

R. Desde muy pronto nos movimos con rapidez. Nuestra primera prioridad fue proteger la liquidez y la flexibilidad financiera consiguiendo líneas de crédito adicionales. A la vez, promovemos el apoyo de los Gobiernos al ecosistema en su conjunto, y esto incluye a los clientes y a los proveedores, algo esencial también en España. También estamos solicitamos el apoyo gubernamental con medidas sociales y planes de empleo.

P. ¿Cuál es el nivel de liquidez de Airbus y su situación financiera para afrontar la crisis?

R. En un primer momento, conseguimos ganar algo de tiempo y de flexibilidad reforzando aún más nuestra liquidez durante el primer trimestre de 2020 consiguiendo una nueva línea de crédito de 15.000 millones de euros, retirando la propuesta inicial de dividendo para 2019 y cancelando la financiación voluntaria y complementaria de las pensiones. Recientemente emitimos también un bono por 2.500 millones de euros y su cobro en efectivo llegará en el segundo trimestre. Desde entonces, hemos activado una serie de medidas para reducir el gasto de efectivo en todas las operaciones y funciones de soporte de la compañía, como el aplazamiento y la suspensión de las actividades que no sean críticas y de los gastos de capital. También estamos abordando nuestra estructura de costes a largo plazo.

Todas estas medidas tienen un objetivo común: asegurar la resiliencia de Airbus para proteger el negocio en el futuro.También por esta razón tenemos que mantener la actividad industrial de modo que regresemos a la normalidad en nuestras operaciones cuando salgamos de esta crisis. No me cabe duda de que juntos superaremos esta crisis, ya que disponemos de una buena liquidez, una sólida cartera de pedidos y unos excelentes vínculos estratégicos con los Gobiernos europeos, pero es esencial que sigamos controlando la salida de efectivo y los costes.

P. Además de medidas como ajustes temporales de empleo (ERTE), ¿han considerado una reducción permanente de plantilla?

R. Aún no hemos llegado a ese punto. Primero, tenemos que saber lo que ocurrirá en los próximos meses. Nuestro negocio se basa en que las aerolíneas compren aviones nuevos, así que no se trata simplemente de que vuelva a haber tráfico aéreo. Así que ahora mismo no puedo descartar tener que tomar medidas adicionales. Necesitamos garantizar la sostenibilidad de la actividad a largo plazo.

P. ¿En qué estado se encuentran las negociaciones con los sindicatos españoles? ¿Cuántos empleados se verán afectados por el ERTE?

R. Hemos iniciado conversaciones con nuestros interlocutores sociales sobre los ajustes de la plantilla en España igual que en el resto de los países donde tenemos presencia industrial en el área de aviones comerciales en concreto. En última instancia, implantaremos las medidas que mejor se adapten a la carga de trabajo.

P. ¿Se están planteando el cierre de plantas? ¿Continuarán activas todas las fábricas españolas?

R. Actualmente, no estamos pensando en el cierre de plantas. En primer lugar, necesitamos garantizar la continuidad de la actividad. Para ello hemos de controlar la salida de efectivo, maximizar la entrada de efectivo y asegurar que nuestras operaciones industriales son competitivas de cara al futuro. Al mismo tiempo, tenemos que preservar nuestras capacidades y conocimientos, así como los de la cadena de suministro a largo plazo. Debemos estar preparados para adaptarnos según sea preciso conforme evolucione la crisis.

P. Defence and Space lanzó un ajuste de plantilla justo antes de la pandemia. ¿Se ampliará este ajuste?

R. Nuestras actividades de Defence and Space y de Helicopters no se están viendo afectadas de la misma manera que los aviones comerciales, peroaún así tienen que adaptarse. Estamos evaluando el impacto adicional que se producirá en nuestra actividad de Defence and Space para actualizar en consecuencia el plan de reestructuración.

P. ¿Cómo afectará la covid-19 al programa FCAS y al avión de combate que sustituye al Eurofighter?

R. Los presupuestos de defensa no se han modificado hasta el momento y nuestros clientes gubernamentales entienden la importancia de dar su apoyo mediante ingresos y depósitos en efectivo. Además, los programas de colaboración requieren un compromiso conjunto de todos los socios.

El FCAS es fundamental para la defensa europea y para la planificación de la defensa de los socios, se trata de un programa a largo plazo y de una parte esencial del futuro del sector. No puedodestacar toda la importancia que tiene este programa para la recuperación económica en Europa a través del empleo, las capacidades y las tecnologías.

P. Antes de la pandemia, habían avanzado en sus conversaciones con posibles clientes para la venta del A400M.¿Cuáles son sus planes al respecto?

R. El A400M es un gran activo para las misiones estratégicas y tácticas, y ha demostrado su valía en sus últimas misiones humanitariascruzando continentes. En nuestros resultados del ejercicio 2019 reevaluamos a la baja nuestros supuestos de pedidos de exportación, pero creemos firmemente en la solidez de la plataforma.

P. Sus ejecutivos han lamentado las restricciones de la OMC y los aranceles que ha aplicado EE UU tras el fallo del año pasado. ¿Considera que la crisis servirá para cambiar estas reglas?

R. Pienso que la situación actual pone realmente en perspectiva la aplicación de aranceles. La evolución de la pandemia mundial de covid-19 y su impacto en el sector de la aviación refuerza la necesidad de dejar atrás este caso del pasado y de acordar una vía sostenible para nuestra industria de cara al futuro.

P. Ha habido quejas acerca de la prohibición de exportar a países como Arabia Saudí.¿Piensa que deberían levantarse estas prohibiciones?

R. Buen número de nuestros clientes tradicionales en Oriente Medio son aliados estratégicos de nuestros Gobiernos y representan un importante porcentaje de nuestro negocio civil y de defensa. La prohibición de exportar perjudica a nuestro negocio, en especial en los grandes programas europeos de colaboración donde la decisión de un país repercute en sus socios. Ahora mismo, el sector necesita la coordinación entre aliados.

Información sobre el coronavirus

Aquí puede seguir la última hora sobre la evolución de la pandemia

El mapa del coronavirus: así crecen los casos día a día y país por país

Preguntas y respuestas sobre el coronavirus

Guía de actuación ante la enfermedad

– En caso de tener síntomas, estos son los teléfonos que se han habilitado en cada comunidad

Pincha aquí para suscribirte a la newsletter diaria sobre la pandemia

Leave a Reply