Las noticias

El parte metereológico, en una pizarra y a rotulador

La responsable de meteorología de La Sexta, Isabel Zubiaurre, avisó este miércoles 18 de marzo que el parte meteorológico iba a ser diferente de lo que estamos acostumbrados: “Vamos a dar el tiempo como posiblemente estén dando clase muchos profesores a distancia”, contaba. Es decir, desde su propia casa y valiéndose de una pizarra. Sus explicaciones, en las que se sirve de rotuladores de colores y material que tiene en casa, se han popularizado a través de redes sociales.

La televisión también está cambiando debido a la crisis del coronavirus. Algunos programas que antes se grababan con público se realizan ahora en el silencio del plató vacío. Otros han decidido adaptarse y, siguiendo a rajatabla el #yomequedoencasa, han comenzado a grabar programas, o algunas secciones, desde sus hogares. Ha sido el caso de Zubiaurre. “En La Sexta llevábamos ya un par de semanas planeando cómo trabajar desde casa”, cuenta por teléfono a Verne. “Y aunque el lunes y el martes sí fui [a los estudios], el miércoles planteamos quedarnos en casa, por nuestra precaución y por la todos”.

Para explicar la evolución del tiempo, Zubiaurre se vale de un mapa dibujado a rotulador sobre el que va añadiendo elementos: dibuja borrascas, indica con flechas la entrada de las nubes, las masas de aire frío… Para las previsiones de lluvia, de un sencillo cuadro en el que indica si se prevé lluvia o nieve. “Preparar los vídeos me está llevando más tiempo del que me lleva habitualmente”, explica. “Al principio, no tenía ni trípode, grababa colocando la cámara encima del rascador de los gatos, y se me colaron en alguna toma. Ha sido un poco jaleo”. Algunos usuarios han comentado a través de redes que, contra todo pronóstico, entienden mejor el tiempo con estos esquemas en la pizarra que con el clásico mapa de isobaras.

Las explicaciones de Zubiaurre no se han quedado solo en la previsión del tiempo. Con los mismos elementos –una pizarra, rotuladores de colores y material que tiene en casa– ha explicado conceptos meteorológicos como un DANA o incluso el efecto Foehn, el efecto que provoca que en una cara de un sistema montañoso haga buen tiempo y, en la otra, malo.

Para explicar el efecto Foehn, Zubiaurre se ha valido de una lámina de plástico, en la que ha dibujado un sistema montañoso, y de un pequeño peluche que ha puesto detrás de la lámina. El aire que sopla desde barlovento (la cara de la montaña que recibe los vientos húmedos del mar) se enfría al ascender por la montaña, se condensa formando nubes y precipita antes de pasar al otro lado de la montaña. El peluche sigue seco.

“Me ha dado mucha alegría ver la buena acogida que ha tenido en redes”, cuenta Zubiaurre. “Me alegra poder mostrar que se pueden hacer cosas sin salir de casa, que te puedes entretener y que, con humor y creatividad, se pueden sacar ideas adelante”.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

Leave a Reply