Las noticias

“El habeas corpus no es un conjuro mágico”: de los memes a la explicación de la Policía en Twitter

En las películas de Harry Potter, el hechizo “¡avada kedavra!” provocaba la muerte instantánea de la persona a la que fuera dirigido. Esta conocida expresión entre los fans de la saga ha sido recordada por muchos tuiteros debido a la difusión en Twitter de vídeos en los que varias personas gritaban “habeas corpus” a la policía para evitar (sin éxito) su detención. La Policía Nacional ha tenido que explicar en su cuenta de Twitter en qué consiste esta figura legal, aclarando que se trata de “un procedimiento que se inicia cuando has sido detenido legalmente y, al requerirlo, será el juez quien decida si procede en cada caso”.

La Policía arrojaba esta explicación después de que se hayan publicado vídeos como este del 14 de agosto, que ya acumula más de 300.000 visualizaciones. En él se ve cómo cómo ante la detención de una persona en la plaza de Callao (Madrid), otro joven replica que “no se le debería detener porque ha pedido varios habeas corpus”.

El pasado martes 18 de agosto, una joven fue detenida en Mérida por negarse a llevar mascarilla. Durante el arresto, la detenida gritaba “¡habeas corpus! ¡Por favor, que alguien lo grabe, habeas corpus!”. El vídeo, subido ese mismo 18 de agosto a Twitter, acumula más de 200.000 visualizaciones.

Estas situaciones recuerdan a la producida hace algunas semanas en Vinarós (Castellón). En este municipio valenciano, una mujer también quiso evitar ser multada por no llevar mascarilla diciendo “habeas corpus ya”.

¿Cuándo y cómo se pide el habeas corpus?

Esta expresión no es ningún conjuro. Como recogía EL PAÍS en este artículo, se trata de una figura legal que recoge el artículo 17 de la Constitución, cuyo objetivo es “producir la inmediata puesta a disposición judicial de toda persona detenida ilegalmente”. Es decir, es una garantía para que el ciudadano tenga asegurado poder presentarse ante un juez para explicar los motivos por los que estima que su detención se ha producido de manera ilegítima.

Aquellas personas que quieran solicitar el habeas corpus deben iniciar el procedimiento o por escrito o en persona, a instancias del detenido, de sus familiares, del fiscal, del Defensor del Pueblo o de instituciones, como las ONG, de defensa de derechos humanos. Se han de hacer constar las circunstancias de la privación de libertad y el motivo concreto por el que se insta el habeas corpus. La persona encargada de custodiar al detenido tiene obligación de ponerlo en conocimiento del juez, pudiendo incurrir en responsabilidad si no lo hace.

Entre las causas que permiten considerar no válido un arresto figuran la arbitrariedad -inexistencia de presupuestos legales para la detención-, la vulneración de derechos fundamentales, haberse superado el tiempo legal de detención (fijado en 72 horas como máximo o cinco días por causas de terrorismo), la ausencia de motivación de una medida de prisión provisional o la vulneración de derechos procesales de la persona privada de libertad.

Mucho habeas corpus, más memes

En Twitter, muchas personas han compartido memes y chistes en los que comentan de forma irónica el uso de esta expresión para librarse de diferentes situaciones.

* También puedes seguirnos en Instagram y Flipboard. ¡No te pierdas lo mejor de Verne!

Leave a Reply