Las noticias

El dilema de Christine Lagarde

Christine Lagarde dice que el alza de precios también afecta a su bolsillo. Lo nota en su vida diaria: cuando tiene que llenar el depósito de su coche, compra gasóleo para la calefacción o echa un vistazo al precio del buen pan. Con esa confesión al Frankfurter Allgemeine, Lagarde respondía a la lluvia de críticas —algunas incluso despectivas— que ha recibido en Alemania por no haber tomado medidas urgentes para atajar la inflación. Pero Lagarde ya no solo está presionada por la subida de precios. La jefa del Banco Central Europeo (BCE) debe decidir este mes sobre el futuro de su política de compras de deuda, clave para mantener las condiciones de financiación de los países, justo cuando la recuperación se está viendo empañada por la nueva ola del coronavirus y la irrupción de una nueva variante.

Seguir leyendo

Leave a Reply