Deportes

Andy Murray, positivo por coronavirus

Murray, durante un partido en Roland Garros el pasado mes de septiembre.
Murray, durante un partido en Roland Garros el pasado mes de septiembre.CHARLES PLATIAU / Reuters

La presencia de Andy Murray en la próxima edición del Open de Australia, que se celebrará del 8 al 21 de febrero, está más que entredicho. Según informan los medios ingleses, el tenista escocés ha dado positivo por covid-19, lo que a priori le excluiría del grande australiano según el protocolo determinado por la Federación Australiana y las autoridades del país.

Murray, de 33 años y exnúmero uno, se encuentra en su domicilio y tenía previsto desplazarse a Melbourne en uno de los 18 vuelos chárter fletados por la organización del torneo. Ahora, sin embargo, sus posibilidades de participar en el primer Grand Slam de la temporada se reducen de forma considerable, ya que la normativa exige a los profesionales acceder al país entre el 15 y el 16 de enero.

Intervenido varias veces de la cadera y actualmente en el puesto 123º del listado mundial, el de Dunblane iba a competir en condición de invitado. Precisamente, hace dos años se despedía del circuito en la pista central de Melbourne Park, debido a sus múltiples lesiones, pero posteriormente decidió regresar de forma paulatina con el objetivo de apurar su carrera.

Ganador de tres majors (US Open de 2012 y Wimbledon 2012 y 2016), así como de dos oros olímpicos y la Copa Davis, Murray no jugará salvo que el gobierno australiano haga una excepción y le permita entrar al país más tarde. Algo que no es descartable, dadas las referencias de las últimas horas. El estadounidense Tennys Sandrgren contrajo el virus en noviembre y dio positivo en la última prueba antes de desplazarse a Melbourne, pero los especialistas consideran que no existe riesgo de contagio.

Quien no podrá viajar a las Antípodas será el chileno Nicolás Massú. El técnico de Dominic Thiem no ha superado la prueba y no podrá guiar al austriaco desde el banquillo. Se une así a la ausencia de Carlos Moyá, el preparador de Rafael Nadal, aunque en su caso se debe a que las autoridades no le autorizan a viajar por separado y aterrizar en la antesala del torneo.

Leave a Reply