Las noticias

Andrea Iannone, sancionado 18 meses por dopaje, no podrá competir hasta junio de 2021

Andrea Iannone, piloto de Aprilia en MotoGP.Andrea Iannone, piloto de Aprilia en MotoGP.

Andrea Iannone (Vasto, Italia; 30 años) ha sido finalmente sancionado a un periodo de inactividad de 18 meses, que empieza a contar desde el pasado 17 de diciembre, cuando fue acusado de dopaje, y que se alargará hasta el 16 de junio de 2021. Así lo ha comunicado este miércoles a mediodía la Federación Internacional de Motociclismo (FIM).

La nota de la FIM informa de que, además de la sanción, Iannone es descalificado de las últimas dos pruebas de la temporada pasada, las celebradas después del control: Malasia y Valencia. Aunque la historia no cambia mucho, pues el piloto no terminó ninguna de las dos carreras.

El italiano del equipo Aprilia estaba suspendido provisionalmente por la FIM desde aquel 17 de diciembre, cuando se conoció que había dado positivo por esteroides en un control antidopaje rutinario que se le había realizado en el último Gran Premio de Malasia, el pasado 3 de noviembre. Al conocer la acusación, el deportista se declaró tranquilo. “Estoy dispuesto a cualquier contraanálisis”, decía. Pero este también dio positivo. Así se supo a principios de enero.

La ratificación del resultado se topó desde el principio con la declaración de inocencia del propio Iannone, que negó insistentemente haber tomado ninguna sustancia prohibida. De ahí que sus abogados abrieran hace meses una vía de defensa según la cual el piloto de Vasto se habría dopado involuntariamente al ingerir comida contaminada. Más concretamente, según afirma La Gazzeta dello Sport, una pieza de carne consumida en un restaurante, el mismo argumento que en su día utilizó sin éxito Alberto Contador para defenderse de la acusación de dopaje con anabolizantes.

Los análisis que se le practicaron a Iannone, realizados en un laboratorio de Dresde (Alemania), descubrieron rastros de esteroides androgénicos anabólicos (EAA), una sustancia prohibida por la WADA e incluida en la lista de sustancias prohibidas del código antidoping de la FIM. Estos esteroides propician el desarrollo de la masa muscular y un aumento de la fuerza.

Los abogados de Iannone apuntan que las trazas de sustancias dopantes en el organismo del piloto eran mínimas: “La presencia de metabolitos es equivalente a 1.150 nanogramos por mililitro, una pequeña cantidad, considerando también que el piloto había estado en Asia durante más de un mes y que la prueba, realizada inmediatamente después de la carrera, era relativa a una muestra de orina muy densa, igual a 1.024, debido a la fuerte deshidratación”. La tesis exculpatoria abunda en la teoría de la contaminación involuntaria por alimentos, y, además, alega que los esteroides se toman con ciclos largos, no ocasionales, como sería el caso.

La sanción obliga ahora sí al equipo Aprilia a mover ficha. La estructura italiana nunca dio la espalda a su piloto, que llegó a presentarse en Qatar a finales de febrero para poder asistir a la presentación de la nueva moto y salir en la foto de equipo, confiado como estaba en que podría darse una resolución favorable. Ahora, sin embargo, y pese a que nadie sabe cuándo se celebrará la primera carrera de este Mundial que tuvo que abrir un paréntesis en pleno Gran Premio de Qatar –todavía no se ha disputado ni una carrera de MotoGP y se han aplazado las siguientes cuatro citas del calendario–, Aprilia tendrá que buscar sustituto para Iannone. El británico Bradley Smith, probador de la casa italiana, tiene muchas papeletas para volver a correr con una MotoGP.

Iannone, que antes de recalar en Aprilia, pasó por Suzuki sin pena ni gloria, hace tiempo que ya no es el piloto que devolvió la sonrisa a Ducati con una victoria extraordinaria en el Gran Premio de Austria del 2016. Este sigue siendo su único triunfo en la categoría reina, donde acumula 11 podios, después de deslumbrar en Moto2. Hoy, cuando su presencia es mayor en las redes y en las páginas de las revistas, dada su relación con la influencer Giulia De Lellis, que en los circuitos o revistas de motor, el piloto tiene todavía la opción de recurrir al Tribunal de Arbitraje del Deporte (TAS). Cuenta con 21 días para hacerlo. “Tengo algo que demostrar”, indicaba ayer en una publicación en su cuenta de Instagram.

Leave a Reply